¿Cómo se hace un masaje de la India?

El masaje indio es una terapia a base de aceites que se practica en la India y otros países asiáticos desde hace siglos. Se diferencia de otros tipos de masaje en que se centra más en los estiramientos y los puntos de presión que en la relajación, así como en el uso de aceites calientes en lugar de compresas frías.

DALL·E 2023 01 11 11.34.30 India masaje

El masaje indio es una terapia tradicional con aceite

El aceite se utiliza para ayudar al masajista a aplicar presión y también ayuda a relajar los músculos y la piel. El aceite estimula la circulación sanguínea y linfática, lo que puede ayudar a estimular la liberación de toxinas. El aceite se utiliza en muchas culturas para masajear porque ayuda a relajarse, por lo que los masajes indios son una forma estupenda de disfrutar de un rato de relajación antes o después de un largo día de trabajo.

El objetivo principal del masaje indio es relajar el cuerpo, restablecer el equilibrio y liberar energía

El principal objetivo del masaje indio es relajar el cuerpo, restablecer el equilibrio y liberar energía. El masaje puede ayudarle a:

  • Reducir el estrés y la ansiedad
  • Dormir mejor
  • Aliviar el dolor crónico
  • Mejorar el estado de ánimo y la salud en general

El terapeuta aplica presión en varios puntos del cuerpo

Cuando esté tumbado en la camilla, el terapeuta empezará presionándole suavemente la espalda y las piernas con las manos. Esto se denomina masaje «terapéutico» o «de tejido profundo» y su finalidad es aliviar la tensión muscular liberando los nudos tensos. A continuación, el terapeuta presiona suavemente varios puntos del cuerpo con las palmas de las manos y los dedos. Estos puntos se conocen como puntos de acupresión o zonas de reflexología y están repartidos por todo el cuerpo (sobre todo en zonas como los pies).

La presión aplicada durante un masaje indio de cabeza suele ser relativamente suave en comparación con otros tipos de masaje, pero a algunos clientes puede resultarles incómoda debido a su sensibilidad al tacto o a su desconocimiento de este tipo de tratamiento. Si esto ocurre durante las sesiones de tratamiento, hable con su terapeuta para que pueda realizar los ajustes necesarios.

Si alguna vez has sufrido dolores de cabeza, puedes estar tranquilo sabiendo que aún hay esperanza de alivio. Como ya se ha mencionado, una de las técnicas del masaje indio de cabeza consiste en aplicar una presión firme alrededor de ciertas zonas de la piel situadas en la parte superior o posterior de las orejas. Estos puntos se conocen como «acupuntos», ya que desencadenan ciertas reacciones en el sistema nervioso de nuestro cuerpo cuando se estimulan correctamente (lo que explica por qué funciona la acupuntura).

Puede estar sentado en una silla o tumbado en una colchoneta en el suelo.

  • Puede estar sentado en una silla o tumbado en una esterilla en el suelo.
  • O puede estar tumbado en una camilla.
  • O, incluso podría estar de pie o sentado si eso es lo que funciona para su cuerpo.

También puede elegir estar sentado en una silla durante su sesión de masaje indio si eso es más cómodo para usted y tiene sentido para su practicante.

El masaje indio consiste en frotar, amasar y presionar.

Como puedes ver, hay muchas técnicas diferentes para dar un masaje. Cada una tiene sus propias sensaciones y beneficios, así que es importante elegir la que mejor se adapte al cliente. Los masajes indios se dan frotando con presión firme y movimientos circulares. La presión debe ser uniforme en toda la zona de trabajo y lo bastante profunda como para sentir que las yemas de los dedos se hunden en la piel al ejercer presión. Presione con firmeza en las zonas sensibles, como músculos doloridos o articulaciones que necesiten más atención.

Puntos de presión: Se trata de puntos a lo largo de cada parte del cuerpo donde los nervios están situados cerca de los vasos sanguíneos y los tendones (las partes del cuerpo que transportan las señales nerviosas). Masajear estos puntos puede ayudar a aliviar el estrés y el dolor en zonas específicas, al tiempo que relaja o energiza otras partes del cuerpo.

No está de más probarlo al menos una vez.

Si padece dolor crónico o estrés, nunca está de más probar un masaje. Los masajes relajan los músculos tensos, lo que alivia la presión sobre los nervios y reduce el dolor. El suave y rítmico amasamiento de las manos también puede mejorar la circulación por todo el cuerpo, contribuyendo a mantenerte sano y joven. Recuerda que los masajes sólo deben ser realizados por profesionales cualificados, por lo que te recomendamos que reserves hoy mismo una cita con uno de nuestros expertos terapeutas.

Al fin y al cabo, se trata de probar cosas nuevas y salir ahí fuera. Creemos que te encantará el masaje indio. ¿Y si no te gusta? Bueno, ¡al menos lo has intentado! En todo caso, será una gran experiencia que te dejará relajado y feliz, ¡aunque sólo sea por eso!

Deja un comentario